Días 13-14 De viaje.

¡Por fin puedo pararme a escribir un rato! Ya ha pasado más de una semana desde que salí de viaje, así que tengo mucho que contar :3

El día 13 de septiembre a las 00:30 de la noche salió mi bus hacia Madrid. Después de pasar un par días devanándome los sesos, por fin hice una maleta que pesaba más o menos 20kg, y decidí dejar cosas como la PS3 y ropa de invierno para que más tarde me las envíen mis papis. Me fui feliz porque mis padres me despidieron con una sonrisa *^_^* Sé que a ellos no les hace mucha gracia que me vaya tan lejos un año entero, pero me alegro de que aún así me apoyen tanto. No creo que vaya a volver a España en todo el año, y ellos no tienen vacaciones lo suficientemente largas como para que merezca la pena venir, pero al menos han aprendido a usar el Skype y puedo verlos pixelados cada día. Además puede que mi hermana se anime y venga a visitarme, aunque aún no está segura.

Al autobús le costó lo suyo salir de San Sebastián, ya que parecía que había problemas con la organización. Total, que me tocó ir en un bus de refuerzo estrechísimo con un chico muy alto al lado, que como no le cabían las piernas en su lado, usaba medio espacio del mío con todo el morro D: El conductor era un borde de mierda y contestó mal a todo el que le hizo una pregunta, y cuando llegamos a Madrid en vez de decir “Señores pasajeros, hemos llegado blablablá”, acercó el micrófono al altavoz para que se acoplara el sonido y se descojonó de nosotros mientras nos acordábamos de sus seres más allegados xD

Llegué a la T4 hacia las 6 de la mañana, y cogí un autobús hasta la T1, donde me esperaban NeCh y sus padres. El vuelo era a las 11:25 así que teníamos que esperar bastante… Por suerte tanto cálculo de peso de las maletas mereció la pena, y al facturar no nos llevamos ninguna sorpresa desagradable. Ambas maletas pesaban 20’5kg, y ambos equipajes de mano 9’5kg, ni queriendo vaya xD Se supone que el de mano no puede pasar de 5kg, pero ese no te lo pesan, ¡menos mal! Dimos varias vueltas por el aeropuerto y desayunamos por ahí, matando el tiempo como podíamos…:

Gracias por su visita

En un foro de internet conocimos a una chica gallega que también iba a ir a Waseda, y casualmente iba a coger el mismo vuelo, así que la llamamos y al rato se vino con nosotros. Resultó ser una chica muy maja, igual de loca y empanada que nosotros jaja. A la pobre le clavaron una pasta por sobrepeso de maletas, ouch >_< Como vino más tarde no nos tocó juntos en el avión (te dan el número de asiento al embarcar, así que para que no haya sustos por overbooking mejor ir prontito…).

¡Y por fin montamos en el avión del hype! Viajamos con Air China, que era el más barato cuando cogimos los billetes. La ida nos costó 550€, y no tenemos billete de vuelta por el momento :3
Primero nos hicieron pasar por la clase de business, donde tienen hasta zapatillas de ir por casa y van prácticamente en un sofá T.T Pero la verdad es que nuestros asientos tampoco estaban nada mal *^_^* Lo que más me gustó fue que cada uno tenía su propia pantalla donde podías elegir qué película ver, o incluso jugar a videojuegos cutres (pero el mando iba muy mal…).

DSC01432

Lo malo es que las películas sólo estaban en inglés o chino, pero menos es nada. Vi Alicia en el País de las Maravillas, Di que Sí, y alguna que otra más. Nos dieron 2 veces de comer y de vez en cuando pasaban con bebidas. La comida no estuvo nada mal para lo que me esperaba, pero lo que más me chocó fue que te daban agua caliente para beber D: cosas de chinos supongo. Sabía a cartón rancio pero aún así me la bebí, que el aire acondicionado me destrozaba la garganta.

DSC01437

Igual que en el autobús, me fue imposible dormir (y eso que teníamos almohaditas y manta y de todo), así que me entretuve como pude leyendo, escuchando música, etc… ¡Y por fin llegamos a Beijing!

Amanece en Beijing

El aeropuerto de Beijing es algo increíble, en serio. Es enorme, muy nuevo y está limpísimo. Cuando llegamos allí eran como las 6 de la mañana, y teníamos que esperar 4 horas para nuestro vuelo. Creo que en todo ese tiempo vi más personal de limpieza que pasajeros… Volvimos a reunirnos con la gallega (la llamo así por no dar nombres) y dimos una vuelta por ahí para pasar el rato. Las tiendas eran como en todos los aeropuertos, colonias y chocolatinas gigantes. Pero lo que no tienen todos los aeropuertos es un templo con un lago y alrededor de un centenar de carpas *____*

Aeropuerto de Beijin

Nos despedimos de la gallega, cuyo vuelo salía una hora antes hacia el aeropuerto de Haneda, y nosotros combatimos el sueño como pudimos hasta que llegó nuestro avión hacia Narita. Volvieron a darnos de comer porque con esto de la diferencia horaria ya era la hora de la comida (en Japón se come hacia las 12 del mediodía). Yo ya estaba totalmente desconcertada con respecto a los horarios, sólo sabía que no había dormido como en 2 días y que de vez en cuando me echaban de comer xD Creo que en este avión sí que dormí un poco, o al menos no se me hizo tan largo comparando con los demás viajes ^^;

Y ahora sí que sí, ESTAMOS EN JAPOOOOON WAAAH. Yo soy un saco de hype con patas, y NeCh se desespera un poco conmigo a veces porque señalo a cada esquina y le digo: “hala miraaa *___*” Pero bueno, el pobre me aguanta bastante, y poco a poco fuimos saliendo, haciendo los pertinentes papeleos de inmigración.

DSC01483

En Waseda hay muchos clubs de estudiantes que organizan eventos y esas cosas. Entre ellos, hay clubs específicamente orientados a los estudiantes internacionales, y por eso los estudiantes que iban a vivir en las residencias oficiales de Waseda tenían la oportunidad de que viniera algún japonés a recogerles y guiarles hasta su nuevo hogar. Nosotros hemos alquilado un apartamento por nuestra cuenta así que no teníamos esa opción, pero aún así vimos a un par de chicas con un cartel que ponía “Waseda University” así que fuimos a saludar. Resulta que una de ellas no sabía inglés, pero la otra, Sakura, se defendía mejor y fue muy amable. Como tenían que esperar a gente nosotros nos fuimos, ya que teníamos algo de prisa por llegar al piso.

Tras un par de horas de metro llegamos Shin Okubo, la parada de metro de la línea Yamanote (línea circular de metro famosa por recorrer casi todas las zonas turísticas de Tokio) que más cerca nos queda de casa. Ya desde el metro el ambiente era totalmente diferente, y se podían ver tanto edificios antiguos como rascacielos enormes, pero el verdadero choque cultural lo vivimos al bajar del metro por primera vez.

Lo primero que llama la atención es el bombardeo de publicidad constante (y para nosotros ilegible) al que están sometidos los japoneses. Además, como en Japón anochece muy pronto, hacia las 5-6 de la tarde empieza a oscurecer y todo se llena de luces exageradamente. Si esto es así ahora, me pregunto cómo será Tokio en Navidad o.O;

Las calles principales están llenas de gente y sobretodo de bicis. No suele haber carriles para bicis, así que van con los peatones y en una calle te puedes encontrar fácilmente 200 bicis aparcadas en las esquinas.
Teníamos que llegar pronto al piso porque se supone que a las 6 de la tarde venía el hombre del gas a encenderlo. No nos daba tiempo a ir a firmar el contrato a la agencia, así que nos dio la contraseña del buzón, donde se supone que estaban las llaves. Por suerte no nos costó mucho llegar al piso (recordemos que cada uno llevábamos una carga de 30kg D: ), ¡pero al llegar las llaves no estaban! ; ;

Nos llevamos un susto de muerte, pero gracias a dios al llamar al timbre alguien nos abrió, uff… Resulta que pensaban que llegábamos al día siguiente, y por eso había un chico haciendo una limpieza general al piso. Nos dijo que aún le quedaban 2 horas, y le dijimos que vale, que nosotros iríamos a buscar una cama o algo para dormir esa noche, y que si venía el del gas le dejara entrar y hacer sus cosas.

Fuimos a Donki. Sí, el nombre viene de Don Quijote, y su mascota es un pingüino muy mono *^_^* Donki es una tienda 24h enorme donde literalmente hay de todo, pero por desgracia no había colchones dobles en ese momento, así que de momento decidimos comprar un edredón y dormir encima de él en el suelo hasta que consiguiéramos algo más decente. Pensábamos comprar un futón al menos para los primeros días, pero era muy caro para tan poco tiempo. También miramos una tienda de segunda mano, pero igual que en Donki, sólo había colchones individuales.

En Donki también me compré una bici. Yo no estaba muy convencida de querer una, porque no estoy acostumbrada a montar en bici y soy bastante patosa para esas cosas, pero NeCh insistió en que nos vendría genial para ir a la uni, y que si no me gustaba se la quedaría él (aunque es muy de chica xD).
A lo tonto se nos hizo tarde y para cuando volvimos el del gas ya se había ido D: El chico de la limpieza estaba a punto de irse, y nos explicó más o menos cómo iba el calentador, aunque no supimos encender la cocina… Pero bueno, la verdad es que no nos importó demasiado, sólo queríamos pegarnos una ducha y dormir. Esa noche cené mi primer onigiri super feliz de la vida xD Es una tontería, pero son las pequeñas cosas las que te hacen darte cuenta de lo lejos que estás y de lo diferente que es todo <3

La casa nos pareció bastante más decente que en las fotos. Es pequeña, pero al menos es habitable. Aún tenemos todo hecho un desastre, ya pondré fotos o algún video con párkinson cuando ordenemos un poco todo ^^;

En definitiva, fue un viaje redondo, todo salió genial, ni nos perdimos, ni perdimos las maletas, ni nos timaron con el piso ni nada por el estilo, así que nos fuimos tan felices a dormir al suelo.

Bueno, lo único malo fue intentar encontrar un cybercafé. Nos tiramos más de una hora recorriendo el barrio y nada, no había. Yo que pensaba que en Japón se respiraba más WiFi que oxígeno en el aire… Pero no. Diluviaba y estábamos cansados, así que al final nos las apañamos para hacer una llamada internacional desde una cabina y dar señales de vida. Ya se nos podñia haber ocurrido antes T.T pero bueno, así ya nos fuimos tranquilos a la “cama”.

Se que escribir nunca ha sido lo mío, pero quiero tener un recuerdo de mis aventuras, y si alguien más las lee pues mejor =)

Tampoco sé incrustar fotos decentemente (o más bien no tengo tiempo/soy muy vaga), así que iré haciendo álbumes aquí

Si alguien se ha leído todo el tocho, ¡muchas gracias y hasta el próximo post! :3

2 thoughts on “Días 13-14 De viaje.

  1. Suena realmente … caro xD

    No he podido leerlo hasta hoy (yo también estoy full de cosas) pero se lee muy bien, vaya que se te da bien. Ahora a leer la entrada del día 15 !! :P

    PD: Subpole

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>